18/1/17

Notas sobre las autolesiones en los TEA.



   Los trastornos en el espectro autista producen una complicación profunda en la vida de los pacientes y sus familias que hace necesario emplear un método interdisciplinario, amplio y con estrategias de aprendizaje neurocognitivo, conductual, lingüístico, psicológico y con programas específicos de educación. El nivel de angustia que siente alguien que se está haciendo daño a sí mismo es alto. La autolesión es, pues, un problema subyacente, por lo que la contención, física o farmacológica, no basta. Algunas de las hipótesis explicativas de la autolesión en el autismo están centradas en el procesamiento sensorial atípico, en alteraciones de la comunicación y problemas médicos y en la desregulación emocional. Cabe diferenciar la autolesión relacionada con alteraciones del neurodesarrollo, como el autismo, y la autolesión vinculada a otras condiciones psiquiátricas. Siendo así la autolesión debería interpretarse como una inadecuada estrategia de afrontamiento para gestionar una variedad de estímulos y sentimientos negativos y abrumadores.



   La autolesión de la persona con autismo no es un comportamiento disruptivo (no es una cuestión de "portarse mal") sino una inadecuada respuesta autorregulatoria al estrés. Influye la predisposición biológica, determinados estados psicológicos de estrés, un procesamiento sensorial atípico, alteraciones en la comunicación, problemas médicos o limitaciones en la regulación emocional, entre otros. "Es muy importante diferenciar los berrinches de las crisis".(Daniel Comin, editor de Autismo Diario).
   El aumento de las estereotipias, las rabietas antes de una actividad, alteraciones del sueño, mal humor constante, un comportamiento dependiente, etc, son indicadores de que a ese niño esa actividad en concreta la produce estrés y que no desea realizarla por un motivo realmente justificado.
   Hay que pensar que el miedo nos bloquea, y que si tienes sosiego, calma y tranquilidad, es eso lo que transmitirás a los de tu alrededor.





.....................
Fuentes:
- [Rev Neurol 2016] Paula-Pérez I, Artigas-Pallarés J. 20/04/2016
http://www.neurologia.com/sec/RSS/noticias.php?idNoticia=5593&utm_source=dlvr.it&utm_medium=facebook
- Síndrome de Asperger y ansiedad. Un tándem complejo.  Daniel Comín Alonso – Director de Autismo Diario- enla I Jornada sobre Síndromd de Asperger de Canarias (2016)