29/3/16

Ecolalia.

  

   Cuando se han analizado los trastornos del lenguaje en los niños con autismo se ha evidenciado que en general no difieren de los que pueden presentar los niños neurotípicos, por lo menos en sus aspectos formales.
  Las personas con autismo interactúan y se comunican, sin embargo lo hacen de diferentes maneras. La ecolalia es una forma normal de aprender el idioma. La mayoría de los niños utilizan ecolalia para aprender el lenguaje.
  El perfil lingüístico y las anomalías del lenguaje de los niños TEA es muy heterogéneo y variado, pero todos ellos presentan serias dificultades de comunicación que van más allá del lenguaje hablado y que afecta básicamente al uso de las funciones comunicativas, a las habilidades básicas de relación intencionada, a la atención conjunta y a las habilidades conversacionales.
  Se ha aceptado que los aspectos formales del lenguaje no pueden ser potenciados sin referirlos al uso social del lenguaje en el contexto natural. Así mismo se ha reconocido que el trastorno del lenguaje de los niños con TEA se caracteriza fundamentalmente por una alteración en el uso social del mismo. Es por esto que los trabajos actuales sobre intervención del lenguaje centran su foco de interés en generar un lenguaje funcional y espontáneo que les permita participar en situaciones de la vida diaria. 





  Un fenómeno peculiar en niños con TEA, relacionado con los problemas de lenguaje, es la ecolalia, a veces inmediata y otras veces retardada. Si bien la primera puede ser fisiológica la segunda debe motivar una elevada sospecha de autismo.
  Otro fenómeno lingüístico prácticamente patognomónico de niños con autismo es el uso del "tú" o el "él" en sustitución del yo. Esta peculiaridad podría ser una forma de ecolalia pero también es posible que este fenómeno tenga alguna relación con los déficits cognitivos sociales.